Federico Aurelio: “A veces tienen menos olfato político los mercados y las empresas, que el común de la gente”
3 de enero, 2020
El licenciado Federico Aurelio es Director de la consultora ARESCO-JULIO AURELIO SA, firma que lidera la investigación social en la Argentina desde hace más de 40 años, y que cuenta con más de 3800 planes de estudios, equipos de técnicos y profesionales de alta calificación y vasta experiencia en la realización de proyectos de gran envergadura y complejidad. Lideró desde su fundación la puesta en marcha y funcionamiento del Instituto Universitario River Plate, y actualmente encabeza desde la consultora un equipo de investigadores, profesionales y técnicos en el campo de las ciencias sociales puras y aplicadas, prestando servicios tanto al sector público como al sector privado.
Compartir en:

En las instalaciones de GEO, comenzamos el siguiente diálogo.

Buenas tardes Federico, y bienvenido a GEO. Es un placer tenerte acá, para esta entrevista que formará parte de nuestro Ciclo Compartiendo conocimientos.

Buenas tardes a todos, y gracias por invitarme.

Latinoamérica, en este último tiempo, ha sido una nave sin destino y sin rumbo. Vemos los estallidos en Chile, Colombia, Ecuador… ¿Qué opinión te merece todo esto? ¿Hacia qué lugar puede evolucionar?

Hicimos un estudio sobre la opinión de los argentinos en cada uno de estos conflictos. Sin embargo, estos son días donde los argentinos estamos abstraídos, pendientes de la asunción del nuevo presidente; y nos desenfocamos de los problemas que están sucediendo en nuestro propio país. Pocos están pensando en qué parte de esto que está pasando va ayudar a resolver los problemas. Esa abstracción es preocupante, porque después volvemos a la realidad y estamos 24 horas pendientes de lo que pasa en Bolivia y Colombia, por ejemplo.

Ahora mismo se están empezando a definir las primeras líneas de responsabilidad en el nuevo gobierno, con fuerte tensión en algunos ambientes.

Lo importante es que tanto funcionarios del gabinete nacional como del gabinete provincial manifiesten la preocupación por el bolsillo de la gente. Por lo menos hacerlo conceptualmente, ya significa una diferencia con la política del gobierno anterior, que aplicó el primer tarifazo en el primer trimestre de 2016, apenas asumidos en el gobierno.
Después de ese 2016, que fue muy malo, le dije a un funcionario muy importante del gobierno que la gente la estaba pasando mal, había mucha inflación, pérdida del poder adquisitivo, y todas las decisiones que se estaban tomando afectaban el bolsillo de la gente.
Nuestra idea, dijo el funcionario, es que no hace falta un eje discursivo ni promesas, la realidad económica es la que da las respuestas.
Recuerdo lo que le pasó a Scioli, que en el debate del ballotage dijo todo lo que tendría que haber dicho en la campaña… y después fue demasiado tarde, la elección estaba perdida.
Lo mismo se ha replicado acá, empezaron a tomarse medidas urgentes y desesperadas entre las PASO y las elecciones generales.

Decisiones tomadas de manera muy tardía…

La gente estuvo muy atenta a lo que pasaba en el país durante las elecciones, lo que pasaba en la provincia de Buenos Aires, pero no a lo que pasaba en los municipios.
Hubo muchísimos municipios en los que Cambiemos perdió por 10 ó 15 puntos en las primarias y los terminó ganando. Entonces, ese crecimiento de Cambiemos entre las PASO y la elección nacional le permitió a Cambiemos no solamente mejorar mucho su posición en las cámaras, sino también fundamentalmente ganar muchas intendencias.

Hablemos de valores y gobiernos. Con Alfonsín, el lema fue recuperar la democracia, con Menem hacer una Argentina operativa, con la Alianza combatir la corrupción. Son valores elevados.
Ahora parecería ser que el valor es poner plata en el bolsillo de la gente. ¿Lo ves como una marca de deterioro institucional? ¿Qué desafíos son los que van a afrontar este gobierno, a la luz de los hechos?

Es una pregunta muy interesante. Embebidos por la crisis, el principal desafío parece ser el económico. Pero superada esa barrera, que el peronismo siempre sabe poner dinero en el bolsillo de la gente, debe tratar de no caer en lo que han caído Menem y el kirchnerismo, que son las críticas de la falta de institucionalidad, la falta de transparencia. Sino vamos a entrar en ese círculo vicioso que es que la gente empobrecida vota a un gobierno popular, después esa misma gente empieza a tener otras preocupaciones que el gobierno popular no resuelve y se vuelca a un gobierno no popular que empobrece a la gente, que-cansada-vuelve a votar otra vez al gobierno popular.

Nos falta evolucionar, crecer, madurar.

Es que el error de Cambiemos fue creer que Cristina era débil, y la verdad es que en su peor momento, allá por el 2016, con el tema de la corrupción y los bolsos de López, Cristina tenía un núcleo de apoyo cercano a los treinta puntos.

Hablaste de encuestas y ponemos el tema sobre la mesa. ARESCO lleva más de cuarenta años trabajando en este tipo de relevamientos.
Hoy en día las encuestadoras son muy cuestionadas, tanto en sus metodologías como en sus resultados. ¿Qué opinión te merece esta crítica?

Las elecciones representaron un escenario complicado para las investigaciones. De hecho, optamos por no publicar un solo número previo a las PASO y a la elección general.
Cada vez es más difícil hacer encuestas. Ya no es como en la década del “70 que existía una predisposición a responder encuestas, a participar. La metodología, por otra parte, era costosa y más personal.
Hoy la crítica es inversa: Yo no creo en las encuestas, estoy cansado de que me llamen todo el tiempo…
Esa poca predisposición dificulta un pronóstico. Y dependiendo de la metodología existen sesgos: por ejemplo, los jóvenes no atienden los teléfonos. Los pobres no tienen teléfono fijo… Entonces todo se hace más complicado para el encuestador.

Muchos de los llamados se hacen mientras la gente está trabajando, no cuando la gente está en la casa.

Es verdad. Nosotros nunca hacemos una encuesta telefónica antes de la siete de la tarde, de manera de tener presente siempre al jefe o jefa de hogar. Eso lo podemos resolver porque tenemos 5000 líneas telefónicas.
Las encuestas presenciales también tienen sesgos. Recuerdo las que se hicieron en 2017. Decían que Massa y Bullrich (Nota: Esteban Bullrich y Sergio Massa) peleaban el segundo lugar y la realidad fue que Bullrich le sacó 20 puntos a Massa.
Y hoy en día, con la inseguridad… ¿Quién te abre una puerta para responder una encuesta?
Respondo a la pregunta: no es un problema de los sistemas, es un problema de la interpretación acerca de cómo utilizar esas herramientas.
Porque allí entra en juego la subjetividad del analista.

Eso me da pie para preguntar acerca de las tan mentadas fake news. Medios que difunden información que distorsiona tremendamente la realidad.

Absolutamente. Pasó esto con la información que se divulgaba respecto al poder adquisitivo de la gente. En realidad, en ningún momento mejoró, por el contrario, se deterioró, y ese fue el principal factor de la derrota de Cambiemos. Muchos medios entraron en la confusión pensando que Cambiemos estaba mejorando su proyección, como pasó en 2017. Pero a diferencia de aquella vez, en 2019 la gente no le dio más su voto de
confianza, fue muy mala la gestión en la económico y con poca contención social adicional al mantenimiento de los planes sociales.
Cortamos un poco la conversación, tiempo de distendernos.
Hablamos de la relación de los presidentes con las encuestas. Nos cuenta que Eduardo Duhalde y Néstor Kirchner no se movían sin consultar previamente una encuesta.
Menem personalmente tenía funcionarios encargados de consultar a las encuestadoras.
Después de un café, la charla se reanuda.

Hablábamos del deterioro de Cambiemos, pero en la ciudad de Buenos Aires el escenario es otro.

Es verdad. El nivel de posicionamiento de Horacio Rodríguez Larreta excede ampliamente la ciudad de Buenos Aires. Hizo una gestión excelente, dos de cada tres porteños lo valoran positivamente. Pero es verdad que la realidad socioeconómica de la ciudad es totalmente diferente al resto del país.
Es un hombre que se posiciona frente a la gente con el conocimiento de la realidad de la gestión, y tiene una impronta política muy grande en el mundo dirigencial. Entonces, hacia la dirigencia es un político, y para la gente es un gestor. Y esa combinación le permite estar con mucho respeto en el mundo de la dirigencia y con una gran valoración en el conjunto de la sociedad en un distrito especial. Hoy es de los dirigentes de Cambiemos el de mejor imagen, porque Macri, por supuesto, se va muy desgastado, al igual que Vidal.

Me gustaría que describieras un poco el mundo de las consultoras, que la gente cree que es un lugar lleno de planillas y no es así, hay una tremenda inversión en tecnología.

Las limitaciones de las encuestas presenciales nos llevaron a buscar otros caminos; las encuestas telefónicas con operadores humanos, hoy en día, tampoco son suficientes.
Por eso buscamos herramientas de resultados inmediatos, y fuimos pioneros en Argentina de los sistemas de teléfonos automáticos. Hoy en día todas las encuestadoras lo tienen.
Es más, tenemos un sistema que hemos desarrollado que fue premiado internacionalmente. Además, nuestros analistas lo van perfeccionando diariamente, y nosotros seguimos invirtiendo en este proyecto.
Por supuesto, tenemos las redes sociales, que tienen buena llegada e inmediatez. Al igual que las encuestas telefónicas, tienen sus sesgos, también.

Respecto a la Cámara Gesell, el focus group… ¿Se siguen usando estas metodologías?

Son metodologías muy interesantes pero no tienen un fin cuantitativo, sino cualitativo. Con estas metodologías evaluás los porqués de las decisiones de cada uno de los encuestados.

¿Sólo son consultados por el sector público, o tienen requerimientos del sector privado?

Tenemos requerimientos tanto del mundo privado como del público.. A veces tienen menos olfato político los mercados y las empresas, que el común de la gente.
Y te puedo poner un ejemplo, cuando fue designado Miguel Ángel Pichetto candidato a vicepresidente los mercados subieron 10%, y cuando se hizo el acuerdo del kirchnerismo con Massa que realmente cambió la elección, los mercados no acusaron recibo.
Me acuerdo que en el 2011, para las presidenciales, la gente ya sabía que Cristina iba a ser reelecta. Sólo restaba saber la diferencia que le iba a sacar al segundo.
Hay algunas consultoras, colegas de opinión pública, que están más orientadas a las grandes empresas. Nosotros siempre estuvimos más interesados en el mundo de los estudios sociales, de los estudios políticos
Nosotros fuimos la consultora exclusiva de Telefónica de Argentina desde el día uno de la privatización, en 1991, hasta el año 2003. Doce años de investigación exclusiva, hicimos para esta empresa investigaciones de todo tipo.

En este contexto, conseguir gente, formar un equipo de trabajo no debe ser para vos una tarea sencilla.

Los que integran nuestra oficina son todos sociólogos, te diría que en un porcentaje de 95%. Tenemos dentro de nuestro staff politólogos, también. Pero nos apasiona la investigación, porque una encuesta hoy es distinta a la de ayer y será distinta a la de mañana.

Ya vamos cerrando la charla. Te agradecemos haber estado acá en GEO, y vamos con las dos preguntas que les hacemos a todos nuestros invitados.
La primera es referida a qué podés rescatar como logos del gobierno saliente, y cuáles los planteos que debería hacerse el actual presidente.

La gestión anterior quedó opacada porque los índices económicos fueron demasiado graves.
Respecto a la seguridad, hubo una ministra que tomó medidas fuertes; adhiero a la referida al mundo del fútbol, las admisiones a los estadios y todo eso; otras fueron muy polémicas, acerca de si un policía podía disparar en cualquier ocasión…
La gente percibió una vocación de pelear, combatir el narcotráfico, la inseguridad y la corrupción más vehemente que la gestión kirchnerista.
La relación con los medios también fue mejorada, y creo que esas son las áreas donde mejor se desempeñó el gobierno de Macri. Su política se dirigió más para concertar con los medios privados, tuvieron una intensa actividad en las redes sociales, no hubo tanta pauta oficial en los canales.

Ahora sí, la última pregunta. Si tuvieras la oportunidad de ser presidente, y de tomar una medida, una sola, que sabés que se va a ejecutar y ser efectiva. ¿Qué medida elegís?

Elegiría algo que mejore la capacidad de consumo de la gente, el poder adquisitivo. Que haya más dinero en la calle y mayor capacidad de consumo.

Federico, ha sido un gusto tenerte acá. Muchas gracias por tu tiempo.

Gracias a ustedes por la invitación.

Responsable General: José Lezama Altuna

Edición: Pablo Miranda

Coordinación y organización general: Viviana Noir

Material adjunto:
“Con Evo y Lula, contra Bolsonaro y Piñera”, por Raúl Kollmann. 17 de noviembre de 2019 en Página 12.
Extraído de: https://www.pagina12.com.ar/231475-con-evo-y-lula-contra-bolsonaro-y-pinera